Bienvenido al Mundo del Sida

Un hombre casado conoce a una escultural mujer en un bar tras una reunión de negocios. Tras tomarse una copas y comenzar a flirtear deciden llevar su pasión a la habitación del hotel del señor. Pero allí descubrirá algo escalofriante…

Existe un relato, una leyenda urbana quizás o quizás sucedió en realidad. Esta es la historia:

Juan era un hombre casado, con dos hijos, el típico padre de familia. Un día tuvo que desplazarse a una convención de trabajo, lejos de su ciudad. En algunas ocasiones tenía que hacer acto de presencia en congresos y exposiciones para conseguir nuevos clientes. En esta ocasión viajó junto a otros compañeros a una ciudad que desconocemos.

Como sucede en estas convenciones, Juan acudió a la salida del congreso a una cena con los compañeros y con algunos conocidos clientes. Después de la cena acudió a una sala de fiestas a tomar la última copa. Estando en la barra vio aparecer una chica guapísima, de las chicas que no suelen verse muy a menudo. Todo el mundo quedó maravillado por su belleza, pues no solo tenía un rostro precioso, sino que su cuerpo era perfecto. Al parecer la chica venía sola y parecía algo triste. Ella se acercó a la barra donde estaba Juan y pidió una copa.

Sus miradas se cruzaron y una leve sonrisa dio pie a cuatro palabras de cortesía. Juan no era de los típicos hombres que intentan seducir a las mujeres de forma descarada. Él simplemente quería conversar con esa preciosa mujer. Empezaron a hablar, a reír, se contaron sus vidas y los vasos vacíos iban acomodándose en la mesa.

Juan, seducido por tan maravillosa chica le ofreció tomar una última copa en el bar del hotel donde estaba hospedado. Ella aceptó con una mirada de complicidad. Como era de esperar Juan y la chica misteriosa pasaron la noche juntos.

Cuenta el relato que se dejaron llevar por los instintos más carnales, sin pensar, sin tomar precauciones, puro instinto sexual.

Al día siguiente Juan abrió los ojos y vio que la chica no se encontraba a su lado. Se levantó con los ojos entre abiertos y un leve dolor de cabeza por los efectos del alcohol. Juan fue al baño para ver si la preciosa chica estaba en él.

Fue entonces cuando Juan vio que en el espejo del baño había un texto escrito con pinta labios.

Juan cayó al suelo, pálido, con cara de terror, un grito de miedo surgió de todo su ser. Pero ¿Qué texto había escrito en el espejo del baño?

El texto ponía: ¡Bienvenido al club del SIDA!

Existen otras versiones de desconocidos que contagian voluntariamente el SIDA a personas aleatorias, en otra versión aún más escalofriante un loco aprovechando las multitudes y aglomeraciones de personas en discotecas, conciertos e incluso en trasportes públicos aprovecha la confusión para inyectar su sangre con una jeringuilla, un leve y rápido pinchazo que salvo por un fugaz dolor y una marca roja en la zona suele pasar desapercibido y olvidado a los pocos minutos. Sólo en contadas ocasiones cuando la aguja se rompe al pinchar a la víctima esta se da cuenta de que probablemente contraerá la mortal enfermedad antes de que un médico se la diagnostique.

Relato enviado por: Begotten696

Responder

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

85 comments

  • ya lo ley peri es itra historia diferente

  • es el club de la rosa negra

  • woow por eso hay ke tener muchiisimaaa precaucion…

  • yo habia escuchado una parecida de una niña q cuando cumple 15 años sus papas le regalan un viajen en un crusero de lujo con mucho esfuerso cuando llega conoce a un chico maravilloso q la seduce hasta tener relaciones intimas y la convence de hacerlo ssi proteccion y al dia siguiente este le deja una caja con una rosa marchita a la niña le extraña eso y ve una nota q dice vienvenida al mundo del sida

  • ahi una historia casi igual pero con una chica de quince años pero en una cancion escuchenla es se llama (15 años perdidos) de click y si no la encuentra por click busquenla por el porta

  • o3o por eso hay que tener precaucion y cerebro o3o

  • BUENO AL MENOS SE LA ECHO, AHORA QUE EL CORRA EL CONTAGIO, EMPEZANDO POR SU ESPOSA… JAJAJA

  • Esta historia es falsa, la mayoría de la gente tiene mucho miedo del “SIDA”, el SIDA es una enfermedad que tarda mucho en aparecer, antes tienes que estar infectado de VIH; Que mejor suerte que alguien te avise al día siguiente que tiene SIDA, así tu puedes ir con un medico y te podrá proporcionar un tratamiento que seguramente eliminara la poca cantidad de virus que por el momento contagiste.

  • Yo no se ustedes pero , YO no volvere a subirme a un Autobus ! NI LOCA

  • es real! paso un caso en el viaje de egresados de la escuela Juana Manso de San miguel, hace muchos años… una chica conocio un flaco alla. estuvieron y cuando se fue, le dio una carta. le dijo el tipo que la abra al llegar, y habia una rosa negra y decis “welcome to the world of aids”… hasta soy se recuerda el caso… (yo no fui a ese colegio, lo conto un profe que da clases ahi)

  • es mas trabajando en un estudio caian 1 o 2 hombres al mes, porque una chica le contagio sida y no le dijo que ella estaba enferma, o sea contagió aproposito.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies